Juanita kremer

Juanita kremer


Juanita Kremer asegura que no es tan atrevida como muchos creen, aunque ha hecho varias propuestas indecentes.


¿Por qué se fue de Radioacktiva?

Porque ya era tiempo de cambiar, quería hacer radio más adulta.

¿Qué le dejó ‘El gallo’?

Amigos, alegrías, me enseñó a ser más relajada, aprendí a trabajar con hombres y me enseñó a reírme de todo lo que me pasa.

Lo mejor de Radioacktiva.

Las maratones de El gallo. Eran increíbles, sólo nos podíamos echar un sueñito entre estación y estación.

Lo más atrevido que ha hecho en una emisora.

En Radioacktiva me pedían que hiciera turno en ropa interior, pero nunca lo hice, aunque le decíamos a la gente que lo hacía. Trabajando en la FM me tocó por obligación. Un domingo que llovía, llegué muy mojada. Me tocaba hacer cinco horas seguidas al aire, tuve que entrar a la cabina y quitarme el pantalón para hacer el turno en ropa interior, porque si me la dejaba se podían dañar los equipos.

Su debilidad.

Me encanta comer. También podría ser la impaciencia, soy extremadamente impaciente y eso me ha traído muchos problemas.

¿En qué es experta?

Todos los días se aprende algo nuevo, pero me desenvuelvo muy bien manipulando a los hombres.

¿Cuál es su arma de seducción?

Los ojos, son como los del gato de Shrek cuando pone esos ojitos de ternura que convencen.

¿La frase que le duele decir?

No pude.

¿Cómo se ve en 10 años?

En lo laboral, quiero tener mi programa de variedades. En lo personal, me veo de mamá, de esposa...

¿Existe el hombre perfecto?

No hay hombre perfecto. Son imperfectos todos.

¿Les envidia algo a los hombres?

Sí, que no se enamoran fácil. Eso es chévere de ello

0 comentarios :

Publicar un comentario

En Diviernet.com tus comentarios son muy valiosos Gracias por Comentar